Hummus de Azukis

Hummus de Azukis

Me apetecía especialmente compartir esta receta tan sencilla, rica y nutritiva con vosotros. De hecho a mí, personalmente me encanta y lo preparo muy a menudo en casa, lo tengo catalogado como el “Hummus de temporada de invierno”.

Las azukis, son legumbres de tamaño pequeño, color rojizo-morado oscuro, sabor más bien dulce, y un alimento muy típico de oriente, sobretodo de Japón.

Un dato curioso es que tienen forma de riñón y de hecho, dentro de la dietética oriental se utilizan para fortalecer y depurar dicho órgano (la naturaleza es sabia… nunca dejará de sorprenderme).

Y es que además las azukis son unas legumbres con numerosas propiedades terapéuticas.

Nutricionalmente:

Por cada 100 gramos de azukis:

  • Tenemos aproximadamente unas 320 Calorías, 62,5 g. de Hidratos de Carbono, 20 g. de proteínas, muy pocas grasas sólo un 0,5 g. y 12,5 de fibra.
  • Nos aportan vitaminas del grupo B , como el ácido fólico y la tiamina y son muy ricas en minerales como el fósforo, el hierro, el magnesio, el calcio y cinc.

Terapéuticamente:

  • Fuente de proteínas de origen vegetal de alto valor biológico.
  • Fuente de fibra, por lo que facilitan el tránsito intestinal y nos ayudan en el desarrollo de la microbiota intestinal.
  • Fuente de Hidratos de carbono de absorción lenta y fácil asimilación.
  • Son muy nutritivas y aportan vitalidad.
  • Considerada una de las legumbres más digestivas y suaves.
  • Poseen efecto tonificante sobre el riñón y la vejiga, por lo que son muy útiles para tratar afecciones de este tipo. 

Cómo se prepara:

Existen varias versiones y maneras de preparar hummus, aparte del de garbanzos, que es el que más conocemos, típico de la cocina árabe (delicioso por cierto), también se pueden preparar con cualquier tipo de legumbre (lenteja roja, lenteja pardina, azukis…).

Yo hoy os voy a mostrar mi receta de hummus de azuki, esta receta la tengo catalogada como ya he dicho antes como “Hummus de invierno”.

De hecho lo preparo en esta época por la sencilla razón de que en época de invierno la alimentación llama a ser de naturaleza caliente y neutra y con predominio de los colores más oscuros (según las sabias enseñanzas de la Medicina Tradicional China). Por lo que los ingredientes estrella de esta receta cumplen dichos requisitos: azukis, semillas de sésamo negro y algas (kombu).

Ingredientes:

  • 2 tazas de azukis unos 400 gr.
  • 5 cm. aprox. de alga kombu.
  • 2 cucharada sopera de sésamo negro ligeramente tostado y molido.
  • 2 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen extra.
  • ½ limón.
  • ½ diente de ajo.
  • 1/3 cucharada pequeña de sal marina.
  • 5 cucharadas soperas del caldo de cocer del azuki.
  • Opcional: 1 cucharada de café de comino molido. Si las legumbres te producen gases, añade a la mezcla una cucharada de postre de comino molido y ayudarás a que sean menos flatulentas.
  • Opcional: cúrcuma, pimienta negra o curry (yo puse cúrcuma).

Elaboración:

Lavar previamente las azukis en varias aguas y poner en remojo en agua filtrada y/o mineral durante 12-24 horas.

Al día siguiente, escurrir bien las azukis y poner a hervir con suficiente agua filtrada y/o mineral con el alga kombu, durante una hora y media aproximadamente (es importante cocinarlas bien, y junto con el alga kombu que además ablandará sus fibras y las hará más digestivas).

Una vez cocidas, poner las azukis junto el resto de ingredientes en un bol o vaso grande y batir, hasta conseguir una textura tipo puré.

Ir probando y rectificando al gusto de sal, limón…según gustos.

  • Acompañar de crudités de zanahoria, apio, pepino o tostadas de trigo sarraceno, arroz… etc. (aquí ya imaginación y gusto al poder de cada uno…pero con sentido común eh..!!)
  • (En la foto, lo que se ve alrededor son tostadas de castaña que puse para acompañar).

Buen provecho..!!!!!

Sheila Farràs.